entrevistas inicio literatura magazine

Carmen Amoraga: “La inteligencia es sexy. No hay mayor atractivo que poder hablar de todo con otra persona.”

Periodista y escritora, ¿cuánto hay de cada profesión en Carmen Amoraga? Yo creo que sobre todo soy escritora, porque soy escritora del mismo modo que soy mujer y que soy morena y que tengo tendencia al ardor de estómago… El verbo “ser” es fundamental en el hecho de escribir: eres de una determinada forma, que está marcada por tu genética, por tu adn, y en ese sentido yo soy escritora. Lo más parecido a ser escritora que encontré para ganarme la vida fue ser periodista. Pero supongo que para las dos cosas hay que tener una curiosidad digamos innata, una forma curiosa de ver el mundo, de enfrentarse a él.

La mejor inspiración, ¿dónde se encuentra?

En la realidad. Suena a tópico pero la realidad supera la ficción.  En el día a día, en la cotidianidad de cada persona pasan cosas que jamás serían creídas en una novela. Incluso en las vidas en las que parece que no sucede nada, ocurren cosas importantísimas.

En tus novelas narras situaciones muy duras, mostrando cómo los personajes se enfrentan a ellas, pero siempre hay lugar para la vitalidad, el optimismo o la esperanza. ¿Es así Carmen Amoraga? ¿Vital, esperanzada?

Lo importante en mis novelas no es lo que les ocurre a los protagonistas, sino cómo los protagonistas afrontan lo que les ocurre. Pero nadie es de una sola pieza, todos somos poliédricos, tenemos varias caras según el momento, la persona con la que estemos… Personalmente, soy vital y optimista y sobre todo, tengo una fe inquebrantable en algunas cosas, ideas y personas, pero también tengo momentos de pesimismo tremendos.

¿Qué es lo mejor de haber sido reconocida con el Premio Nadal? (Y con otras nominaciones)

Lo mejor del Premio Nadal fue poder constar  que el único sueño que no se consigue es el que dejas de perseguir porque crees que es imposible. Una de mis mejores amigas siempre me decía en broma cuando estaba de bajón: “escribe y ganarás el Nadal”. Y no dejé de escribir, no me dejé llevar nunca por esos momentos de pesimismo de los que hablaba antes, esos de “no valgo para nada” “a quién le va a interesar esto que estoy haciendo” etc, y llegó el día de ganar el Nadal. Haber ganado el Nadal, haber sido finalista de otros premios como el Planeta, supone una vacuna para esos momentos en los que pienso con absoluta certeza: “todo irá mal”. Entonces recuerdo los premios y me digo “no, no irá mal….”

Cuando estás inmersa en una novela, ¿prestas atención especial a tu salud? ¿Cuidas tu alimentación?

Trato de cuidar mi alimentación y mi salud en general. No me dedico únicamente a escribir, lo compagino con otros trabajos y sobre todo, con mi familia. Con dos hijas pequeñas es necesario cuidarse y estar bien para poder hacer todo lo demás.

¿Papel, e-book o ambos?

Papel.

En Nutt Magazine creemos firmemente que lo saludable es sexy y atractivo. La literatura, ¿es sexy? ¿Nos hace falta leer más?

 

La inteligencia es sexy. No hay mayor atractivo que poder hablar de todo con otra persona, que admirar a quien tienes enfrente. Con los datos de lectura que tenemos en la Comunidad Valenciana, a la cola del país, sí, es necesario leer más. Y los datos de España tampoco son para echar cohetes. Tenemos que leer más, Tenemos que querer leer más. Como decía Eduardo Mendoza, no hay que animar a leer del mismo modo que no hemos de animar a respirar o a hacer la digestión; él decía: quien no quiera que no respire o que no digiera, pero le irá mucho mejor a quien quiera hacerlo.

You Might Also Like

No Comments

Leave a Reply